29 agosto 2010

Agresión brutal en la bicicrítica de agosto.

El pasado jueves 26 de Agosto, a las 21:45, en el cruce de Serrano Jover con Princesa, un energúmeno embistió varias veces con su coche a dos compañeros que estaban parados delante de él a modo de barrera para que los coches no arrollaran al resto de la masa crítica ciclista.

Le cogimos la matrícula y ya hay denuncia; nos veremos en el juicio. Uno de estos chicos se tuvo que retirar de la bicicrítica para ir al médico y hacer los trámites engorrosos de la denuncia. Las ruedas de su bici quedaron cual relojes de Dalí, la bici, siniestro total, y él anda de baja, dolorido, y de revisiones médicas.

Todo sucedió de repente, sin mediar palabra, echándose para atrás con el coche para coger carrerilla y embestir mejor. Luego, cuando los chicos y sus bicis estaban ya en el suelo, el tipo aceleró y se dio a la fuga poniendo en peligro la seguridad de cient@s de ciclistas que circulaban por la calle en ese momento.



La menda estaba a su lado haciendo de barrera y tenía a dos taxistas delante que no paraban de protestar pero que no llegaron a la barbaridad del pijo-eslabón perdido del Toyota amarillo.

El shock me duró toda la noche y aún ando alucinada con la facilidad con la que ese energúmeno, dentro de su caja-cápsula con ruedas, tomó la decisión de usar todo su poder de destrucción contra un ser humano indefenso que sólo estaba allí defendiendo el derecho a soñar con una ciudad mejor para los que no vamos en cajas-cápsula.

Y es que los coches son armas en manos de gente-uza que, en muchos casos, no saben ni controlarse ni controlarlas. Y la cosa es que para conseguir la licencia de este arma no se exige ningún tipo de análisis psicológico...sería cuestión de proponerlo, no?

9 comentarios:

Zen&Zoo dijo...

Hola.

En primer lugar, Muchas Gracias por darle repercusión a este alucinante y espero que aislado hecho de la pasada BiciCrítica de Madrid.

Soy uno de los dos ciclistas afectados (el que tuvo mas suerte).

Este anuncio del Toyota que ponéis lo he hecho yo mismo... pero le habéis quitado la parte en la que puse su matrícula.
Puede que lo hayáis hecho por razones legales o por otra que se me escapan.

Pero yo no me voy a cortar un pelo y asumo las consecuencias de publicar el importante dato que falta: la matrícula de este vehículo es "5223 GSF".

¡Nos veremos en el juicio!

Vane dijo...

Ostras qué hijxputa!!

eulez dijo...

Tremendo. Lo curioso es que se cabreen tanto los conductores cuando tiene que soportar atascos a todas horas... eso sí, esto confirma que si aguantan los atascos y si respetan los semáforos es solamente porque se pueden dar un golpe con alguien de su tamaño.

Esta gente se creen los dueños de la carretera y son un peligro público porque transportan un arma peligrosísima.

Anónimo dijo...

Muy bien preciosa! Yo también andada cerca y me quedé alucinada que este coche arrancará de repente 2 veces, consiguiendo atravesar la barrera que hacíais.
A.

guss dijo...

La lectura de este anónimo da una clara idea de que hay demasiados conductores con un arma violenta en sus manos, y que matan circulando entre todos nosotros.
Provocando atropellos, y accidentes que provocan muertes.
Es evidente que personas asi no estan capacitadas para superar las tensiones del tráfico.
Estan psiquiatricamente incapacitados.
Zen debéis buscar pruebas, o testigos. Los partes médicos, y las facturas de la reparación. Todo lo que podáis aportar para dar consistencia al delito cometido.

Ciclobollomaster dijo...

Zen, no me des las gracias, yo estaba a vuestro lado, es lo menos que podía hacer, y lo hago también por mi. A este capullo lo veremos en el juicio y , desde luego, espero que se le caiga el pelo. Lo de la matrícula es así, no se debe explicitar por la ley de protección de datos. Yo también salí de allí cantándola y pensando en hacerla pública, de hecho era el título de la versión inicial de este post. Pero mi abogada me lo desaconsejó. La cosa es seguir todos los pasos, cosa que hasta ahora hemos hecho genial ( Guss, all is under control, gracias) y seguir denunciándolo en todos los foros donde podamos. Esta tarde fui a recoger mi bici del taller de Otero y había un barullo tremendo en la calle Segovia. Me acerqué y había otra chica con heridas y una bici aplastada a su lado. Cuidadín con la vuelta al cole, el personal anda de los nervios.

Anónimo dijo...

Quizás sería buena idea, grabar sobre todo en los tapones, aunque sea con la cámara del movil, para si se da un caso como este, que se puedan aportar pruebas (incluida la matricula y la cara del incivilizado).

PAu dijo...

Hay una cosa que se llama combustión espontánea.
A ver si hay suerte

Fuser dijo...

Lamentable lo ocurrido , pero que esto no impida la práctica de éste increible deporte. Un abrazo desde Argentina.

Publicar un comentario en la entrada

Y tú, ¿¿¿qué opinas???

Ciclobollos en Facebook